La calumnia de políticos estadounidenses sobre el Instituto de Investigación de Virus de Wuhan es una tontería

Fuente: CRI- Radio Internacional China

El US Fox News afirmó el día 19 que el nuevo coronavirus provenía del Instituto de Virología de Wuhan, Academia de Ciencias de China, y dijo que Estados Unidos debería llevar a cabo una investigación exhaustiva sobre esto. Sin embargo, la evidencia proporcionada por este informe, además de declaraciones vagas como "personas de información", solo conectó a un llamado "experto" conocido por difamación contra China. Este último dijo que el Instituto de Investigación de Virus de Wuhan tiene un bajo nivel de protección de seguridad, pero no pudo producir ninguna evidencia. Preguntamos entonces: ¿cuál es la profesionalidad y la credibilidad de tales informes?

Recientemente, Fox News ha apuntado repetidamente al Instituto de Investigación de Virus de Wuhan. Hace unos días, lanzó una pregunta similar en una conferencia de prensa: el líder estadounidense respondió que "examinarían" si el Instituto de Investigación de Virus de Wuhan tenía una fuga. Como se sabe, Fox News es un fiel soporte del líder estadounidense. Este tipo de farsa política dirigida y concertada por ellos mismos no es más que tratar de cambiar el enfoque de la opinión pública del aprieto de unos políticos estadounidenses a China, buscando un "chivo expiatorio" para transferir la responsabilidad del brote de la epidemia a China y provocar la confrontación entre China y el resto del mundo.

Se ha visto que desde el brote de la epidemia, el Instituto de Investigación de Virus de Wuhan ha estado bajo el ataque constante de unos políticos y los medios de comunicación estadounidenses. En resumen, hay dos intentos principales para su ataque:

Uno es que la institución está cerca del mercado de mariscos Huanan de Wuhan, donde se encontraron los primeros casos confirmados, y tiene el primer laboratorio de nivel 4 de bioseguridad (laboratorio P4) en la parte continental de China, y ha logrado resultados importantes en el rastreo del virus del SARS. Suponen alguna falla en la gestión de seguridad en esta institución, que eventualmente condujo a la propagación del virus.

El segundo es el rumor de que la agencia está involucrada en la investigación y el desarrollo de armas biológicas y químicas, argumentando que incluso si el virus no es uno que China tiene la intención de desarrollar, por lo menos es para demostrar que China está sobrepasando a los Estados Unidos en la investigación de virus.

Se puede ver que estos ataques están llenos de especulación subjetiva e inferencia absurda, sin ninguna base fáctica, todo inventado por la imaginación. El hecho de que el Instituto de Investigación de Virus de Wuhan se encuentre en el lugar más severo de China y se dedique a la investigación de virus, supone que el virus proviene de allí.

El 18 de febrero, los 27 importantes científicos internacionales emitieron conjuntamente una declaración en "The Lancet" contra la "teoría de la conspiración" de que el virus se originó en el laboratorio; el "Science Daily" de los Estados Unidos informó recientemente que el análisis sobre la secuencia del gen público del nuevo coronavirus y otros relacionados muestra que no hay evidencia de que el virus haya sido fabricado en el laboratorio. Anthony S. Fauci, veterano científico estadounidense de enfermedades infecciosas, también dijo que los genes del virus prueban que se transmitió de animales a humanos, en lugar de modificaciones artificiales del laboratorio. Peter Daszfak, ecólogo de la enfermedad y presidente de la Alianza Estadounidense de Salud Ecológica, señaló de manera aguda que la supuesta acusación de que el virus se originó en el laboratorio es "una tontería".

El 20 de abril, el Director General de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus, advirtió que "está llegando el peor momento" y pidió que no se use el virus como una oportunidad para enfrentarse entre sí o ganar puntajes políticos. De hecho, la epidemia es una desgracia que enfrenta la humanidad, y la solidaridad y la cooperación son las armas más poderosas para superarla. Los políticos que politizan la epidemia deben ver claramente: el complot para desprestigiar a China a través de la epidemia no tendrá éxito, y manchar a otros no aliviará la urgente necesidad de prevenir y controlar la epidemia de EE.UU.

SEGUINOS

 

Seguí todas las noticias sobre cursos, intercambios, becas y actividades de formación.

  • icon-facebook.png
  • icon-twitter.png
  • icon-ytb.png

© Copyright CLEPEC. 2018